[virus del Nilo occidental en P.R.]

mosquitoe PONCE.- El Colegio de Médicos Veterinarios (CMV) alertó sobre el aumento de casos de virus del Nilo occidental en caballos de todo el país.

El presidente del CMV, Víctor Oppenheimer, reveló que sólo entre los meses de agosto y septiembre pasado se registraron 60 casos, por lo que se ha ampliado la campaña de vacunación.

“Ya hemos vacunado unos 3,500 caballos de una población estimada entre 10 mil a 12 mil y necesitamos que los dueños de caballos entiendan la sintomatología para que puedan buscar un médico veterinario”, dijo Oppenheimer sobre el mal que también afecta a los humanos.

Expuso que aunque un 33 por ciento de los caballos enfermos mueren, el resto puede salvarse con un buen tratamiento.

El líder de los veterinarios alertó que cuando el animal presenta comportamientos extraños debe ser aislado y que los síntomas del virus son iguales a los que presenta la rabia. Éstos son: temblor en los músculos, rigidez en las patas, descordinación al caminar e inflamación cerebral.

Oppenheimer dijo que es importante reconocer que el 75 por ciento de todas las nuevas enfermedades virales registradas en el mundo pueden transmitirse a las personas.

Informó que se estima que el virus del Nilo occidental llegó hace cuatro años y desde entonces se ha ido dispersando por la Isla afectando a animales, incluidos perros y gatos. También una menor fue afectada, la pequeña Leean Badillo fallecida en Ponce hace poco más de una semana.

Sin embargo, sólo se ha descubierto una vacuna efectiva para caballos y yeguas.

Mientras, el veterinario Bernardo Soler recalcó que la transmisión se da a través de un mosquito, por lo que al igual que las medidas para controlar el dengue se deben eliminar los criaderos que puedan servir de focos de contagio.

“El virus es una enfermedad zoonótica que llegó a los Estados Unidos en 1999 y ha afectado a más de 24 mil caballos”, dijo Soler.

Por otra parte, el presidente del CMV reclamó a la Legislatura que atienda un anteproyecto de ley presentado por esa institución para que se establezca un registro obligatorio de animales y que se controle la práctica de la medicina veterinaria.

En ese sentido, mencionó que hay personas que practican esta rama de la medicina sin título y que están administrando vacunas a un costo de hasta $45 por equino y que en ocasiones han suministrado soluciones salinas en lugar de la vacuna correspondiente.

-sacdao de: Primera Hora